Genio y figura


Lo conocí cuando era un niño, el ya era prácticamente igual. Era un hombre de costumbres que no las cambió nunca. Lo podías ver por la Calle la Bola continuamente, vivía cerca, con su andar característico y su ajetreo diario. Siempre estaba con algo encargado de hacer. Siempre dispuesto a ayudar a sus Andalucistas.

Era leal al extremo, daba igual quién dirigiera la nave, el estaba a su lado para lo que hiciera falta incansablemente, cuando surgía cualquier disputa siempre mediaba y conciliaba para que no pasara a mayores, intentó siempre convencer a todos que el fin era el mismo y que se llegara a un acuerdo por el bien de todos. Siempre estaba al servicio del partido, lo mismo repartía carteles que revistas, iba a recoger a uno o a otro, animaba al extremo.

articulos-283308Lo recuerdo perfectamente en la pastelería de su amigo Ángel, allí tenía su mesa, era su despacho, desde allí organizaba el correo que el partido no enviaba con sellos, era él quién se encargaba de entregar esas cartas. Siempre en las medidas de sus posibilidades, como todos, estaba dando bandazos. Una copita de mosto junto a sus amigos en el obrador era imperdonable. Su carácter alegre le hacía ser base de muchas bromas que tomaba con alegría y siempre respondía. Era amigo de sus amigos y Andalucista por encima de todo, pero si algo le importaba y le llenaba el corazón era Ronda, no dudaba en discutir con cualquiera que pusiera en duda eso. El beneficio de todos los rondeños estaba muy por encima del suyo propio, era un rondeño de pro.

Estos días me ha venido el recuerdo de cuando, yo era un chaval con apenas 18 años, íbamos a pegar carteles. En alguna barriada, los que se consideraban más que nadie y pertenecían al partido obrero, nos abucheaban y nos quitaban los carteles que íbamos poniendo, él con su carácter alegre siempre les decía que no tenían ni idea de lo que era el Andalucismo. Genio y figura, la casualidad ha querido que su funeral sea el 4 de diciembre, el día Nacional de Andalucía, la arbonaida te ha acompañado hasta el final de tus días. Se nos ha ido Manolo Cañestro y con él se va una parte importante del Andalucismo, ese que sin querer figurar llegó a ser Concejal, sólo por ayudar a su pueblo.

Publicado en “La Voz de Ronda” 06/12/2014

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s