Archivo de la etiqueta: campo

Lluvia

No se si será el dichoso cambio climático que tanto nos anuncian que va a llegar, o será que le hemos dado la vuelta al mapa sin darnos cuenta. El caso es que hace muchísimos años que no teníamos tantos días seguidos de lluvia.

Lluvia que hacía mucha falta, sobre todo al campo que estaba seco, pero también para beber, que después llegan las sequías y con ello la ruina (con la que nos está cayendo encima con la crisis). Pero no estamos acostumbrados a que pasen las semanas y semanas sin tres días seguidos de sol, dicen los más viejos que hacía décadas que no llovía tan seguido. Unos amigos que tienen su trabajo en el campo me cuentan que ya tanta agua no les viene bien, los huertos y olivares están descargando agua y lo que les vendría muy bien ahora sería unos cuantos días de sol, para que el campo se recupere y que el sol haga su trabajo de hacer que los árboles chupen el agua, que pare unos días para luego coger con más fuerza la que tiene que venir, que vendrá.

Han caído por esta zona más de mil litros por metro cuadrado, una cantidad que no habíamos recogido en los once meses anteriores, que han producido daños. Los embalses han tenido que abrir las compuertas, con el riesgo que conlleva, produciéndose inundaciones en muchos lugares (en Jerez están rezando para que pare el temporal). Hemos tenido agua, después nieve, ahora viento y después no sabemos que vendrá, el caso es que aquí no estamos acostumbrados a vivir sin sol tantos días.

Dicen los expertos que en el norte de Europa es donde más suicidios hay por la escasez de sol durante muchos días, que produce depresión. Pues si allí están deprimidos y están acostumbrados, imaginaros aquí. Estamos todos con una depresión que como no salga el sol pronto nos vamos a tener que poner bajo los rayos uva.

Publicado en “La Voz de Ronda” 27/02/2010

Anuncios

Prevención

Dice un dicho “sabe más el diablo por viejo que por diablo”. Viene esto a cuento porque aquí le hacemos muy poco caso a las personas mayores. En otras culturas es casi ley oír lo que los “viejos” dicen.

Foto0026Hablando con un amigo jubilado que ha trabajado en el campo bastantes años, y ante un invierno como el que hemos pasado, le pregunté que cómo creía él que se presentaba el verano de calor y si tendríamos riesgos de incendios.

Me comentó que el mes de mayo, en el que estábamos, era crucial para evitarlos. Me decía “tu coges ahora a todas las personas que están cobrando el paro agrícola, o los dineros que han mandado del plan ese de ZP, los pones a limpiar los arcenes y a darse una vuelta por el campo limpiando toda la suciedad, los plásticos y botellas que vamos dejando (que somos un desastre y vamos contaminándolo todo) así evitas que a la mínima chispa el fuego se haga dueño de todo”. Me comentaba también “ahora está todo el campo vallado y no pueden hacer su trabajo las cabras y el resto de animales que antes se comían las matas y yerbajos, que al secarse sirven al fuego para propagarse mucho más rápido” finalizando “y no me hables de los ecologistas que impiden que se hagan los cortafuegos en el campo, como se hacía antes, que esos ni son ecologistas ni ná”.

Ahora que hay fuegos por todos lados, me acuerdo de lo que decía mi amigo y no me sorprendo, porque si atendiéramos a lo que dicen nuestros mayores quizás hubiéramos podido evitar algún fuego, pero no lo hacemos. Por cierto, limpiemos las alcantarillas y desagües antes que termine el verano, que cuando empiecen las lluvias no nos pille desprevenidos, a lo mejor evitamos alguna inundación o incluso una desgracia mayor.

 

Publicado en “La Voz de Ronda” 01082009

Desaparecidos

1-1-Copia  de Triduo Santo Entierro 003

“Un poné” como dicen en mi pueblo. Sales un día al campo a dar una vuelta, como hace calor sales temprano, pongamos a las siete de la mañana. Tu familia está acostumbrada a que hagas esto, pero hoy por cualquier razón, ves el paisaje más bonito que otras veces, este año ha llovido y el campo está más verde, los pájaros no paran de trinar y te entretienes bajo una buena sombra, pasa el tiempo y no te das cuenta la hora que es. Cuando ha pasado el medio día tu familia, que está acostumbrada a que vuelvas temprano, se pone nerviosa y empiezan a llamar a los amigos, estos no saben nada de ti. Así pasan las horas y después de almorzar llaman a la Guardia Civil, que inmediatamente manda al Seprona, cuatro o cinco vehículos propios, Protección Civil al completo, Policía Local de los pueblos por los que discurren los límites del parque donde has ido y hasta dos o tres helicópteros para dar contigo.

En cambio, una tarde sale tu hija de 17 años a dar un paseo con unas amigas, viendo que son las once de la noche y no ha vuelto, llamas a su mejor amiga y te dice que la dejó en el portal a las nueve de la noche. Llamas a todos los amigos de los que tienes datos y nada, te pasas por el Cuartelillo o la Comisaría de Policía más cercana y das cuenta de lo sucedido. La persona que te atiende te dice: “hasta que no pasen 48 horas no se puede dar a nadie por desaparecido”.

Así después, puede suceder, que la chica que ha salido a dar un paseo no desaparece hasta dos días después y la persona que va al campo desaparece al minuto y poco.

Seis meses después dicen que Marta del Castillo puede que esté en el río y que no tienen medios suficientes. Si se hubiera activado la búsqueda al minuto, quizás no hubiera podido evitarse lo que le pasó o no se habría encontrado el cuerpo, como ahora que no aparece, pero seguro que hubiera habido más posibilidades de haber dado con ella, en el río o en cualquier sitio donde esos canallas la hayan metido.