Archivo de la etiqueta: hospital

Susana imparable

El verano es la época de vacaciones por excelencia. Antes había muchas grandes empresas que incluso cerraban todo el mes de agosto, ahora con la competencia no es posible, pero aún así la producción la reducen al mínimo y se queda poco personal.

En otras empresas lo que hacen es contratar personas para sustituir a las que se van de vacaciones, aunque muchas consiguen salir adelante con lo que tienen y quien coge los días de descanso tiene que adelantar trabajo y luego ponerse al día.

Hay administraciones que sólo dejan retenes de servicios mínimos, como hacienda y justicia, durante agosto. 

Hay otras en las que no se debería notar tanto el verano, por ejemplo la sanidad, ya que en estas fechas es cuando hay más desplazamientos y por tanto más accidentes, además de zonas en las que se llega a duplicar o triplicar la población, por lo que debería tomarse muy en serio lo de las sustituciones.

Esto pasa en el SAS. El Servicio Andaluz de Salud, otrora la joya de la corona en Andalucía con una asistencia modélica, está quedando atrás por los recortes que el gobierno socialista de la Junta hace cada verano y no tiene visos de parar por nada del mundo. Los profesionales de la sanidad hacen todo lo que pueden, incluso llegan a doblar turnos, pero cuando lo que hace falta es personal en todas las áreas no queda más remedio de dar un servicio que no es todo lo eficiente que se debería, pero parece ser que no se da cuenta Susana y sus palmeros de que esto debe ser lo más importante.

thumbEn el Hospital de la Serranía de Ronda, muy moderno y nuevo todo, lo vamos a notar mucho más incluso después del verano. No es que se estén contratando mucho menos sustitutos de los que se van de vacaciones, es que no se está contratando ni a la mitad de ellos. Pero el varapalo grande va a ser cuando se vuelva al final del verano, ya que muchos profesionales no lo van a hacer, o al menos en Ronda.

Van a quitar, de hecho ya ha pasado, muchas de las especialidades, que no van a volver tras las vacaciones de verano. A partir del mes de septiembre si quieres un neurólogo (por ejemplo) te vas a dar con un canto en los dientes. Te atenderá (magníficamente por cierto) un internista, pero en algo que no es su especialidad. Y como con esto va a pasar con otras muchas que han dado de baja en el hospital de la serranía, tan moderno y nuevo.

Que haya dinero para visas oro por doquier, para coches de lujo en las consejerías, para dietas en verano cuando están sus señorías de vacaciones… para todo eso hay de sobra, pero para Sanidad, no. Se lo están cargando, y lo más grave, es que lo están haciendo con alevosía, sin decirnos nada y engañándonos. Algo que no nos debería extrañar de la derecha gobernante en Andalucía desde hace 40 años, pero claro como se llaman asimismo Socialistas… Ay, si algunos socialistas de verdad los vieran…

Salud y suerte (aunque diga mi admirado profesor Andrés “la suerte, como el destino, no existe)

 

Publicado en Ronda Semanal el 14 de julio de 2018

Anuncios

Hospital de los despropósitos

¿Han oído el anuncio que hace la Consejería de Salud del nuevo hospital de Ronda? Es precioso, dice que es el “primero de Andalucía con todas las habitaciones individuales, tiene los máximos adelantos en las consultas, todo el material nuevo y las urgencias abren las 24 horas” de todo esto sólo lo primero y lo último es verdad, pero lo realmente grave es que hay otras muchas mentiras que no dicen en la publicidad.

Ha sido bautizado a nivel nacional como “hospital de los despropósitos” así que ya no tenemos que preocuparnos si se llama hospital de la serranía de Málaga o de Ronda, la Junta de Andalucía ha conseguido que le pongan el nombre los usuarios y medios. Todo un acierto, que parece ser el único.

articulos-502359A la ya desfachatez de llamarlo “moderno” se une la de estar orgulloso de lo hecho por parte de los políticos de la Consejería. Si ya era un despropósito merecedor del nombre el tener el único hospital de Andalucía sin acceso peatonal, sin carril único de ambulancias, sin el personal necesario (aunque se note poco por la profesionalidad de los que actualmente están trabajando en él) se une la más alta de las consideraciones y merecedora de la medalla al mérito al trabajo a quien haya aprobado y probado las instalaciones, muy modernas…pero no caben las camas en los ascensores.

Si hay alguien que merece la medalla al mérito son los trabajadores del hospital, que encima tienen que aguantar las quejas de los usuarios, que tienen razón, pero los trabajadores no tienen la culpa de que haya sido un hospital diseñado por políticos que se lo llevan crudo y son unos incapaces además de ineptos. Tienen que informar a los familiares y justificar que hayan inaugurado un hospital donde para pasar a los pacientes de una planta a la otra lo tengan que hacer en ambulancia, ya que no caben en los ascensores, toda una prueba de para qué sirven los políticos de la consejería de sanidad.

El SAS era la joya de la corona, pero “Susi interruptus” lo está convirtiendo a base de recortes y despropósitos en un servicio deficiente. En su empeño en la política nacional olvidó completamente Andalucía, ahora estamos pagando las consecuencias. Los andaluces le importamos un bledo a Susi, nos tiene como segundo plato, de ahí lo que pasa y tenemos que sufrir, no la quieren en su partido y tenemos que tragar con ella.

Ah, otro día hablaremos de la Consejería de Educación y su carta a los centros escolares donde llega a animar al absentismo escolar, con lo que se trabaja en ello por parte de los trabajadores sociales. Pero claro es más barato que invertir en Educación. Nos queda poco que sufrir con el ascenso interruptus de Susi.

Salud y suerte

 

Publicado en Ronda Semanal el 24 de junio de 2017

Al fin

Y al fin, tras más de veinte años, se pudo inaugurar el nuevo Hospital General de la Serranía. No está aún completo, ya que faltan muchas partes por trasladarse del antiguo, y aún así, todavía faltaran muchas cosas, ya que hay carteles puestos como el de “Resonancia magnética” que se va a quedar en eso, en el cartel, ya que ni está ni se le espera. Dicen que para el día 3 de abril estará todo trasladado completamente y a pleno rendimiento, dicen. Pero aún faltaran los accesos, entrada y salida emergencia para vehículos y un largo etcétera de cosas fundamentales.

Para tan magna inauguración, de lo cual debemos y de hecho nos felicitamos todos, vino la actual Presidenta de la Junta de Andalucía. Han pasado varios presidentes y presidenta de Andalucía, alcaldes y alcaldesas de todos los pueblos de la Comarca, presidentes de Diputaciones, del Gobierno…alguno ya más jubilado que el retratista de Colón. A dicha inauguración, como decimos, vino la señora Susana Díaz ¿vino?

articulos-502359Me dicen los que estuvieron en la inauguración que no vino realmente ella, sino que la trajeron. En un principio pensaron en dejarla en “la Parrilla” pero desde allí veía el Hospital cual Oasis para el perdido en el desierto, estaba allí a la vista, a unos pasos, pero era imposible de llegar, miraba y miraba por un lado, otro, más allá, acá, pero nada, no sabía como podía hacer para llegar. También lo intentaron desde “la Planilla” pero tampoco sabía acercarse, iba haciéndolo pero veía como se acababa el paseo, no había acerado, no había nada…misión imposible llegar. Pensó en llamar a su “chico para todo” Mario Jiménez para que le hiciera algún plano o algo, pero se dio cuenta que estaba en Madrid arreglando el desaguisado que ella misma ha abierto en la capital. Finalmente se acercaron los militantes de buena fe y mucho miedo a perder el puestecito y la llevaron al centro sanitario tan ansiado.

Una vez allí, cual estrella del rock, no paró de hacerse selfies con todo el mundo. Simpatía natural de esta chica, que va derrochando sonrisas de campaña electoral allá por donde va. Porque gobernar ha demostrado que lo hace regular (siendo magnánimos) pero lo de la relaciones públicas lo lleva fenomenal, claro que ha tenido todo el tiempo del mundo en aprender a ser pelota, de hecho ¿cómo creen que ha llegado donde está?

En fin que tuvimos un día histórico todos los serranos con la apertura del nuevo hospital y conocimos de primera mano a una política de altura (de miras) en plena campaña ¡qué buena semana hemos pasado!

Salud y suerte

 

Publicado en Ronda Semanal el 25 de marzo de 2017

Nuevo año

Acaba un nuevo año, lo que lleva al comienzo de otro, del que tenemos muy buenas expectativas, al menos deseamos que sea mejor que el anterior siempre. Buscamos la forma de hacer que termine el año de buena forma para traer suerte al nuevo.

Con el principio de año empiezan, también, los propósitos de enmienda o de hacer cosas que nunca hacemos, aunque nos propongamos hacerlas. Es el día que dejamos de fumar (solo fumamos unos cuantos cigarrillos, pero siguen siendo nocivos, así que toca dejarlo del todo) dejamos de beber (aunque sólo bebamos unas cervecitas de vez en cuando, es el momento de hacer que sean menos, por nuestra salud y no engordar) por supuesto es cuando decidimos ponernos a régimen, lo que hemos comido en navidades se ve en esos michelines que hay que hacerlos desaparecer.

Nos proponemos ser mejores personas y entrar en menos discusiones, ser más tolerantes con los demás y no olvidar ponernos en el lugar del otro, como siempre. También propone el nuevo año que hagamos más por los demás, ayudar al que lo necesita y no esperar nada a cambio. Y, no puede faltar, apuntarnos al gimnasio o hacer algún tipo de deporte para encontrarnos mejor físicamente y no sólo por adelgazar, la salud es lo primero.

final-anoAdemás de todo eso, tenemos los deseos de que se termine de una vez el nuevo hospital, se hagan unos accesos medianamente seguros (lo de la seguridad total ya lo damos por perdido) que terminen de arreglar nuestros accesos a la ciudad, que le metan mano de nuevo a la llamada variante de Arriate (que no pisa término municipal del pueblo, pero en fin) o que se haga una piscina de verano, una autovía a algún lado… Aunque esas cosas casi es mejor pedírsela a los Reyes Magos, que son los únicos reyes en los que creo, a los demás los ponía yo a trabajar con el salario mínimo, incluso el doble les daba, sobre todo a alguna infanta que después de costarle a todos los españoles cientos de miles de euros en su mantenimiento, ahora que está inmersa en un juicio por algún tema relacionado con la corrupción, dice que está deseando que acabe para no pisar más ese país que llaman España y que espera que devuelva algo de lo que ha costado, ya que no quiere estar en ese país.

En fin, que tendremos muy buenos deseos y propósitos, pero debemos poner de nuestra parte para que las cosas vayan mejor, sobre todo pedirle a los políticos que hagan su trabajo bien y de forma honrada, aunque suene duro tener que pedirles eso en una democracia, pero es el país donde vivimos y por ahora no ha cambiado. Feliz Año.

Salud y suerte.

 

Publicado en Ronda semanal el 31 de diciembre de 2016

Nuevo ninguneo a Ronda

La semana que ahora termina hubo una jornada de puertas abiertas en el nuevo hospital, ese que van a abrir todos los trimestres, pero una vez te encuentras en él, lo posponen para el siguiente, esperemos que no sea así hasta que sea un espacio arqueológico a estudiar. Pasará como con el del Guadalhorce, que lo abrieron con unas consultas externas y todo el bombo de una inauguración, canapés incluidos con seguridad, y luego lo han cerrado.

Lo curioso ha sido al llegar a ciertas instalaciones donde pone, en el ninguneo propio desde la capital, “Área de gestión sanitaria serranía de Málaga” cuando siempre fue Serranía de Ronda, pero claro el cambio lo hicieron con alevosía hace tiempo y no se hizo público para evitar lo que podría suceder, es decir, que se protestara por el cambio de lo que siempre ha sido Comarca Serranía de Ronda, por mucho que moleste en la capital ¿Y qué dijeron nuestros políticos? Pues igual los pillaron cogiendo uvas.

No es nuevo. Recuerdo cuando al diseñador David Delfín lo abuchearon en la Pasarela Cibeles, entonces era Rondeño, tiempo después, cuando le dieron el premio al mejor diseñador joven, pasó a ser malagueño, normal. Pasa también con el vino, si van a un supermercado o a un restaurante les ofrecen vinos de Ronda, pero tragaron con la denominación de origen Sierras de Málaga, con ninguneo propio de nuevo de la capital.

unknownCuando se unieron varias cajas de ahorro en la provincia e incluyeron a la caja Cádiz, se anunció que mantendría el nombre de la mayor y se llamaría “Unicaja Ronda” pero luego rectificaron y dijeron que ese nombre se mantendría sólo en la Obra Social, pero en la comarca, fuera borraron el nombre de Ronda, nuevo ninguneo. Hasta el equipo de baloncesto pasó de llamarse Caja Ronda a Unicaja Málaga, para regocijo de los capitalinos y menosprecio nuevamente de la Comarca de Ronda. Nuestros políticos de antes y de ahora, en el limbo más absoluto.

Creo que aún estamos a tiempo, desde el Ayuntamiento se debe dar la licencia de primera ocupación, ahí es donde deben hacerles rectificar, si quieren abrirlo, pero me apostaría algo a que eso no sucede, cogiendo uvas nuevamente nuestros munícipes.

Y, mientras tanto, discutiendo si se pone peatonal la zona del Puente Nuevo. Dejen de preocuparse políticos municipales, cualquier día se lo llevan, piedra a piedra, a la capital, con el resto de nuestros monumentos, y seguiremos discutiendo si debemos o no protestar, total harán lo que le digan sus jefes de Málaga, para eso sí mantienen la disciplina de partido.

Salud y suerte.

 

 

Publicado en Ronda Semanal el 26 de noviembre de 2016

Engaños

Es curioso esto de la política. Aún no sabemos si habrá o no terceras elecciones y algunos ya están en plena campaña. Mientras con la boca pequeña se discute si esta debe durar una o dos semanas, todo por la mala forma de presionar de alguno que puso la investidura con idea de que cayera el día de Navidad, para nada ¿Para qué queremos una campaña si llevamos en ella desde que empezó esto de la Democracia? Lo que no hay duda es que los partidos cobraran las subvenciones completas si hay nuevos votos.

thumbAlgunos, como decíamos, están ya en plena campaña. Esta semana nos hemos desayunado con una noticia en la web de Ronda Semanal en la que un parlamentario andaluz del PP, la portavoz de este grupo en Ronda y alcaldes y concejales de la Comarca nos anunciaban que la Junta de Andalucía no iba a invertir nada en arreglar las carreteras de la comarca, tampoco terminarían obras ya empezadas, como la variante de Arriate, etc. Ese mismo día nos almorzamos con la noticia en dicha web de Ronda Semanal que hacía el Consejero de Fomento y Vivienda de la misma Junta que los populares decían que no iba a invertir nada, diciendo que se reanudarían obras como la variante de Arriate, además de otras en Andalucía…

Una vez visto lo uno y lo otro al lector se le queda la misma cara de bobo que se le quedó cuando oyó decir a la misma mismísima,suya suyísima, Presidenta presidentísima, omnipotente, españolizadora y salvadora patria Susana Díaz que el hospital de Ronda lo iban a abrir a final del verano (escribo esto el primer día de otoño, no fueran a abrir el hospital la tarde del pasado miércoles y nos chafa la columna, que ella es mucho de chafar cosas).

Los del PP en la comarca lo tienen fácil al criticar a la Junta de Andalucía, total no invierten “nada por aquí ni por allá” como en los trucos de magia. Igual de sencillo que lo tienen los amigos del PSOE cuando hablan del gobierno de Madrid, la última vez que invirtieron algo se pago en pesetas o reales, ahí tenemos dudas.

Cual Santo Tomás decimos “si no lo veo, no lo creo” no por falta de creencia en Dios, si no por falta de creencia en nuestros políticos que nos engañan con tal cara dura que ya ni se sonrojan.

 

Salud y suerte.

 

 

Publicado en Ronda Semanal 24/09/2016

Romántico

Hoy toca ponerse romántico, es lo que tienen estos días de celebración y disfrute, que también tiene uno su lado romántico aunque no lo crean, algunas veces más definido de la cuenta, aunque les cueste creerlo.

 

Como romántico también es uno soñador, de unas leyendas y unas historias que envuelven a la Ciudad Soñada que dijera Rilke.

 

Los románticos y soñadores somos muy de imaginar, de ver las cosas desde otro punto de vista, así se imagina uno que en Ronda al fin hacen las rotondas que parezcan lo que significa, que no estén lateralizadas ni señalizadas al contrario de las normas generales.

 

También sueña uno que va al nuevo hospital, que tiene su entrada para que las personas puedan ir andando, con su paso elevado o que pueda uno ir con su vehículo y tenga sitio donde dejarlo para hacer una visita o pasar alguna revisión, que tenga todo el material necesario y sobre todo luz y agua.

 

Sueña que Ronda la nombren Patrimonio de la Humanidad, como así se merece y que no se pongan más trabas. No podía olvidarme de la famosa y tan prometida autovía que nos haría dejar de ser la única comarca de Andalucía que no la tiene.

 

Y creo que voy a dejar ya de ponerme romántico y soñar, ya que el nuevo hospital, que abrirá sólo la Junta de Andalucía sabe, no va a tener la tan solicitada consulta de salud mental y me vayan a tener que llevar amarrado a otro sitio.

 

 

Publicado en “La Voz de Ronda” 21/05/2016

Habitación con vistas XI

Habitación con vistas al mar XI

 

El día 17 de mayo me dieron la “libertad condicional” ya que la prueba de fuego la tenía el 20, justo un mes después del ingreso, donde debían valorar como estaba tras tres días de contacto con el “mundo real” con mi ambiente y con la vida que llevaba y llevaré tras pasar todo esto.

 

Me hicieron una analítica, además de alguna prueba más, y me tomaron todas las medidas vitales, así que los nervios se volvieron a apoderar de uno ¿tendría que volver a ingresar? ¿Cómo habrá ido estos días? ¿Ha hecho uno todo lo que debía y como debía para que todo esté en orden? Muchas preguntas para tan solo un momento.

 

La consulta se hizo esperar unas horas, lo que tardó la analítica en llegar, pero al fin me llamó el hematólogo encargado del post-trasplante, llegaba el momento de saber cómo había ido todo, el momento crucial y el momento de mantenerse tranquilo y sereno, las noticias que tuvieran que darme serían las que fueran ¿a qué tener nervios o ponerse en lo peor o lo mejor?

 

Las noticias fueron inmejorables, las pruebas y analítica eran perfectas, todavía quedaba y queda por volver a tener los valores normales un tiempo, normal tras un trasplante, pero todo iba correctamente y siguiendo los pasos normales, las defensas subiendo poco a poco, pero eso es mejor para que no haya bajones y para que se estabilicen los números como debe ser, así que la alegría fue enorme. También redujeron muchas pastillas, a otras se les puso fecha de caducidad y algún fármaco se redujo la dosis. Me dieron el alta definitiva y sólo quedaba pasar a mi médico de referencia, en mi caso en el clínico, donde me deberían dar cita en 20 días y hacer todo el seguimiento y, sobre todo, donde me irían levantando restricciones de hábitos de vida y comida, ya  que ni puede hacer uno, aún, todo lo que quiere y en muchos lugares tiene que usar la mascarilla, ni puede comer uno muchísimas cosas, pero según vayan pasando los días y las analíticas vayan mostrando datos mejores, iremos recuperando detalles para hacer una vida totalmente normal.

 

pageDecía al principio que el aislamiento dejaba mucho que desear y es así. El personal que te atiende, salvo alguna excepción como en todos lados, ha sido magnífico. Unos profesionales como la copa de un pino, que se dice, y siempre pendientes de todo y dando ánimos y ayudando en todo. Sin embargo la habitación dejaba mucho que desear. De entrada tener que compartir habitación, donde uno a otro nos podemos pegar gérmenes, aunque nos hagan lo mismo, pero cada cuerpo tiene una recuperación y una asimilación distinta de los fármacos y de las células. Después pasa que la habitación no reúne, a mi entender, las condiciones que debería. Pero aquí no tiene culpa el personal, ya que ellos hacen lo que pueden y deben, pero los recortes en la sanidad pública andaluza han hecho estragos. Había mucha limpieza y muy detallada, pero hay cosas que no se pueden arreglar sólo con limpieza, hay que entrar más a fondo en muchas cosas, pero no quiero terminar esta serie con protestas hacía la sanidad en su conjunto, ya que es sólo una parte y no la más importante, aunque no deja de ser fundamental.

 

Lo único que me queda por hacer es dar las gracias a todo el personal de la sexta planta de Carlos Haya, la zona de trasplante, por su profesionalidad y por su cariño con los pacientes, se merecen todo lo bueno que pueda suceder. Así como el personal de pre-trasplante y post-trasplante ya que no paran de darte ánimos y hacerte todo el trance mucho más agradable y llevadero. Gracias a todo el personal, magnífico.

 

Hoy es 23 de mayo, ya ha pasado todo y espero que en adelante vaya todo bien. Gracias también a vosotros que me habéis seguido desde el primer momento y que habéis ayudado tanto con vuestros mensajes de ánimo, tanto por teléfono como por las redes sociales, sin vosotros no habría sido tan llevadero todo el proceso. Gracias.

Habitación con vistas X

Habitación con vistas al mar X

 

Tras veintisiete días en el hospital ya está uno un poco harto de todo, se pueden imaginar lo largo que se hacen desde las 6 o 7 de la mañana que empiezan a reponer sueros, sacar sangre… no descansa uno lo suficiente.

 

Pero al fin llegaron mejores noticias, las defensas iban subiendo pero muy despacio, según la doctora era bueno porque una subida muy grande era perjudicial, ya que podría producir también algún retroceso, pero cuando las células llevan dos días en los mismos parámetros y no suben viene algún que otro bajoncillo.

 

Uno se encuentra ya bien del todo, lo único es que tiene pocas defensas, pero todo lo demás está correcto, no tiene fiebre ni malestar ninguno, aún así la medicación continúa porque es lo que ayuda a todo, pero también los antibióticos y todo lo demás tenían su fecha, así el día 17 por la mañana acababan los últimos restos de medicación y teníamos que ver lo que pasaba.

 

IMG_0916

El círculo muestra la ventana con vistas al mar

La mañana se presentó como todas, un poco más nervioso eso sí, a mi compañero de habitación le había dicho la doctora que ese día le daba el alta ya que tenía todo correcto en las analíticas, pero yo estaba pendiente de una pequeña subida que me faltaba. Cuando no llegaron las auxiliares a cambiar la ropa de cama sobre las 8:15 h. como hacían todos los días los nervios aumentaron, una ducha para relajarme fue lo que se me ocurrió, pero la doctora apareció un par de horas antes que los demás días y nos comunicó la noticia, las defensas habían subido lo necesario, oír la voz que dijo “preparad las maletas que os vais los dos, voy a preparar los informes y ahora os doy todas las indicaciones” fue como cuando te dicen que vas a ser padre o madre o que has superado unas oposiciones, la vida empezó a fluir por todo el cuerpo de una manera espectacular.

 

Era el 17 de mayo. Cuando terminamos de recoger todas las indicaciones y alguna medicación que teníamos que traer de allí se nos plantó en las 3 de la tarde, hora propia para, cuando abandonamos el recinto hospitalario, poder quitarme la mascarilla y respirar aire puro, que me diera el aire en la cara y, sobre todo, poder caminar sin tener que llevar un palo a todos sitios y moverte donde quisieras, era el 17 de mayo.

Habitación con vistas IX

Habitación con vistas al mar IX

Si la segunda y principio de la tercera semana la lucha es, esencialmente, física contra todos los inconvenientes que se presentan. A partir de ahí, el final de la tercera semana la cuarta y en adelante, la lucha es psicológica contigo mismo y contra todo.

Físicamente te encuentras bien, ya no vas al baño con tanta regularidad, empiezas a comer algo, aunque poco, ya que entre lo pasado, la quimio que quita muchas ganas de comer y la mucositis que no se ha ido del todo, aunque ya ataque menos al estómago y el aparato digestivo, la boca la sigues teniendo fatal. Cuando comes todo te sabe a metal, a tierra mojada o a el estaño que se utiliza para soldar, un sabor tan malo que la poca hambre que tiene te la quita, y si no te la quita del todo ahí están los menús del hospital para hacer el resto.

Desde por la mañana hasta la noche intentas hacer todo lo que te recomiendan los médicos: andar un poco, sentarte de vez en cuando, levantar los pies cuando estás sentado para que no se hinchen, moverte en la cama para que los talones no se rocen y te salgan heridas… Una serie de recomendaciones que sigues a rajatabla para intentar que los neutrófilos suban lo más rápido posible para poder volverte a casa, aunque sea en régimen de semi aislamiento, pero dejar de una vez el hospital.

imageLa lucha entre tu mente y tú, es constante. Intentas leer pero hay veces que es difícil concentrarse para sacar algo claro, ves la televisión pero ya sabemos los programas que ponen además de que no se ven todos los canales sólo algunos, intentas conectarte a internet y mirar algo pero el wifi (donado por un usuario, la Junta para estas cosas no tiene presupuesto…en fin) pero sólo son unos pocos megas al mes y se gastan rápido…

Por la noche te duermes pronto, horario de hospital se dice, ya que se empieza con los cambios de suero y sacar sangre antes de las siete, así que a las diez y media u once de la noche ya estás acostado para dormir.

No paras de dar vueltas a las cosas…pero la fortaleza mental de cada uno hace aquí su trabajo y los hay que lo pasan mal y otros peor, porque, sinceramente, los días sin poder salir de una habitación y además compartida, se hacen muuuuuyyyyy largos.